Sep
03

Las consecuencias de ir al colegio sin desayunar…

Entre el 20 y el 40 por ciento de los niños va al colegio sin desayunar a pesar de que debe ser una de las comidas principales del día, según la Sociedad Española de Endocrinología y Nutrición (SEEN), que avisa de que este comportamiento afecta al rendimiento escolar y favorece la obesidad infantil.

Cada día son más los estudios epidemiológicos que reconocen el papel protector de algunos alimentos en el desarrollo cerebral, según ha recordado Julia Alvarez, coordinadora del Area de Nutrición de la SEEN ante el inminente inicio del curso escolar.

De hecho, se ha visto que una dieta rica en frutas, verduras, legumbres, frutos secos, aceite de oliva y pescado azul puede relacionarse con efectos positivos sobre la concentración, la memoria y el rendimiento intelectual. Además, Alvarez recuerda que los escolares precisan de alimentos energéticos para su desarrollo, pero no más de los que consumen en su actividad metabólica y su actividad física (voluntaria e involuntaria). “En caso de tomar más energía de la necesaria, ésta se almacenará en forma de grasa y el niño comenzará a tener sobrepeso o desarrollará obesidad”, ha explicado.
En este sentido, la coordinadora del Grupo de Trabajo de Obesidad de la SEEN, Assumpta Caixás, ha defendido que los patrones alimentarios de los niños tienden a reflejar los patrones alimentarios de sus familias, y ha criticado que en “numerosas ocasiones” la falta de tiempo, el deseo de evitar discusiones, la comodidad o la pereza, hacen que se ofrezca a los niños solo aquello que comen rápido y sin protestar.

Entre el 20 y el 40 por ciento de los niños va al colegio sin desayunar a pesar de que debe ser una de las comidas principales del día, según la Sociedad Española de Endocrinología y Nutrición (SEEN), que avisa de que este comportamiento afecta al rendimiento escolar y favorece la obesidad infantil. Cada día son más los estudios epidemiológicos que reconocen el papel protector de algunos alimentos en el desarrollo cerebral, según ha recordado Julia Alvarez, coordinadora del Area de Nutrición de la SEEN ante el inminente inicio del curso escolar.

De hecho, se ha visto que una dieta rica en frutas, verduras, legumbres, frutos secos, aceite de oliva y pescado azul puede relacionarse con efectos positivos sobre la concentración, la memoria y el rendimiento intelectual. Además, Alvarez recuerda que los escolares precisan de alimentos energéticos para su desarrollo, pero no más de los que consumen en su actividad metabólica y su actividad física (voluntaria e involuntaria). “En caso de tomar más energía de la necesaria, ésta se almacenará en forma de grasa y el niño comenzará a tener sobrepeso o desarrollará obesidad”, ha explicado.
En este sentido, la coordinadora del Grupo de Trabajo de Obesidad de la SEEN, Assumpta Caixás, ha defendido que los patrones alimentarios de los niños tienden a reflejar los patrones alimentarios de sus familias, y ha criticado que en “numerosas ocasiones” la falta de tiempo, el deseo de evitar discusiones, la comodidad o la pereza, hacen que se ofrezca a los niños solo aquello que comen rápido y sin protestar.

Más información en www.larazon.es

Si te gustó esta noticia, entérate antes que nadie de las últimas novedades de nuestro blog.

Recibe las noticias en tu correoSi lo prefieres, recibe las noticias en tu correo:


  • Compartir en Meneame
  • Compartir en Delicious
  • Compartir en Bitacoras
Déjanos tu comentario

* Tu e-mail no se hará público

Tu comentario

© Copyright 2010 Balneario de Archena - Acerca de Balneario de Archena - Aviso legal / Política de privacidad - Condiciones de uso - Contacto - Diseño web: e_make